jueves, 25 de diciembre de 2014

Reseña: Crimen y castigo, Fedor Dostoievski


Vamos a ver un poco de literatura rusa y por ello me decido a ingresar a este interesantísimo mundo por una de las obras cumbres de la literatura universal: Crimen y Castigo; el plan es comentar otras en un futuro no muy lejano.
Aquí, aprovecharemos esta época en Navidad y veremos como inspirar nuestras almas con un poco de amor purificador y no, este blog no se ha transformado en evangelista, solo es el espíritu navideño que nos llena de paz y amor, *nananá... nananá... nananará!* además de la óptica bienaventurada de Fedor, claro, ya verán ;)

Título original:  Преступле́ние и наказа́ние (Publicación original: 1866).
Autor: Fedor Dostoievski.
Traducción: Cármen LLamazares.
Editorial: Gradifco.
Año: 2007.
Páginas: 416 p.
ISBN: 978-987-1093-82-3.

Contratapa: Crimen y castigo es para algunos la obra maestra de Fedor Dostoievski, el gran novelista ruso que retrató a su pueblo como pocos, siendo capaz de abarcar las profundidades del alma humana, universales e intemporales. El héroe de la novela es Raskolnikov, un joven estudiante que decide asesinar a una usurera; el conflicto es el dilema ético, descripto mediante el complicado proceso mental del protagonista, en una obra de hondura psicológica inigualable. Situada en una miserable e impiadosa San Petersburgo, la novela es un clásico de la literatura universal que es re-descubierto generación tras generación, plagada de imágenes patéticas, violentas, terribles, pero con fondo de esperanza entre tanta oscuridad.



Sinópsis: Rodion Raskolnikov es un estudiante que desde hace un tiempo no asiste a la universidad, incluso se a deshecho de sus libros, está adeudado y apenas tiene para comer, habita un cuartucho en una pensión modesta y no recibe visitas. Vive ensimismado, con ideas existencialistas en su cabeza que ha publicado en un artículo de periódico. Estas ideas, lo llevan a cometer el peor acto contra un ser humano, el asesinato a una mujer usurera y a su hermana inocente de toda culpa, un crimen que tendrá un castigo peor al esperado que será la comprobación de que sus teorías no eran como él creía y que los hombres son todos iguales ante la ley y en la moral del pensamiento. Debe aguantar la persecución de los policías y de todos los que lo rodean en su paranoia por ocultar la falta. Su único amigo es Razumikin, otro estudiante, bonachón, voluntarioso que se enamorará de la hermana de Raskolnikov, Dunia. Por otro lado, consigue identificarse con una joven prostituta, Sonia Semenovna que posee un alma pura e inocente, que no ha sido corrompida por la vida de la calle y por la pobreza. Es rica de espíritu y creyente. Ella le mostrará el camino para su perdón, porque debe pagar su crimen con un castigo que no es solo el de los hombres, sino también el de Dios y para alcanzarlo debe estar dispuesto a reconocer su pequeñez humana y la igualdad frente a
los de su condición.
Opinión personal: Vayamos al quid de la cuestión: el crimen es pequeño frente al castigo, en especial si tenemos en cuenta el tamaño del libro, Rodion se la pasa, enfermo; dándole vueltas a la cuestión, o sea, diciéndose a sí mismo que no es culpable de asesinato porque él es mejor que todo el mundo, un "elegido" (nunca me enteré por quién exactamente) cosa que lo pone enfermo; con un nuevo hobbie, averiguar qué saben sus presuntos captores, o sea, la policía. Es genial la escena cuando va caminando tranquilamente por la calle, más tranquilo que de costumbre, lo que significa muuuuy tranquilo, y de la nada aparece un hombre desconocido y le grita: "¡Asesino!". ¡¡Es muy buena!! Pobre tipo, un ataque de nervios peores de los que tenía. Pasa por muchas cosas por su cargo de conciencia, es lo que lo enferma y mantiene alerta pero no da el brazo a torcer y no cree que lo que tiene es culpa. Se cree superior a todos los hombres, elegido para llevar a cabo grandes acciones como Napoleón (sí, se compara con Napo), porque según su lógica el fin justifica los medios, así, matar a alguien malo es un beneficio para la humanidad, pero no cuenta con que esa otra persona, es una "persona" justamente, igual que él. He aquí su problema, el que estructura toda la novela.
Pero hay más personajes como Sonia que es fundamental. Es una chica muy joven que debe prostituirse para poder alimentar a "su familia", aunque no es su familia sino nos los hijos pequeños de su madrastra, una mujer acostumbrada a lo mejor que enviudó y debió casarse con Marmeladov que está endeudado porque pierde su sueldo en la taberna. Así su hija debe sacrificarse por todos, pero no pierde el fervor religioso ni su alma porque su interior está intacto porque sus pecados no la corrompen. Es difícil de entender así pero la idea es que su espíritu bondadoso, libre y puro no se mancha por prostituirse porque no cambia y cree en la bondad y el perdón de Jesucristo.
La chica se enamora de Rodion y es a través de ella que él consigue la redención de todas sus culpas. Por ella se entrega a la policía y cumple su condena social, además de la que moral que ya había empezado a pagar desde el momento en que mató a las mujeres. Ella es una especie de puente entre el pecado y la salvación de su alma, entre el desconocimiento y el conocimiento del amor de Dios. Así de profunda es la obra, además de poética.
No puedo dejar pasar la oportunidad para nombrar a mi personaje favorito de la novela: Dmitri Prokofich Razumikin. Digamos que está en la misma situación inicial que Rodia pero es la versión alegre y despreocupada, tiene esperanza en la vida, hace lo que puede para vivir, es pobre pero se las arregla y sobre todo, tiene reflexiones normales, y quiere a su amigo.

 No me digan que no es un amor (?) 
@Pinterest
Citas:
"Raskolnikov había pasado ya por delante del grupo formado por aquellas tres personas, y no oyó más. Acortó el paso con disimulo, esforzándose por no perder palabra de la conversación. A la sorpresa del primer instante sucedió una sensación de espanto que lo hizo estremecer. La casualidad más imprevista acababa de revelarle que al día siguiente, a las siete de la tarde, Isabel, la hermana y única acompañante de la vieja, estaría ausente, y que, por tanto, al día siguiente a las siete en punto, la vieja estaría sola en su casa". Cap V; 1ª parte.

"-(...)En una palabra, si lo recuerda.daba a entender que existen sobre la tierra que tienen derecho absoluto a cometer toda clase de acciones culpables y criminales; unos hombres para quienes, en cierta manera, no existe la ley.
Raskolnikov sonrió ante aquella pérfida interpretación de su pensamiento.
-¿Cómo? ¿El derecho al crimen? ¿No querrá decir usted más bien que el criminal se ve impulsado al crimen por la influencia irresistible al "medio"? -Preguntó Razumikin con cierta inquietud.
-No, no, no se trata de eso -respondió Porfirio -. En el artículo en cuestión, los hombres se dividen en "ordinarios" y ·extraordinarios". Los primeros deben vivir en la obediencia y no tienen derecho a violar la ley, teniendo en cuenta que son hombres ordinarios; los segundos tienen derecho a cometer todos los crímenes y a prescindir de las leyes, porque son extraordinarios. Creo que es eso lo que usted dice." Cap. V; 3ª parte.

"-Ve inmediatamente, ahora mismo, a la plaza, prostérnate y besa la tierra que has manchado; doblégate después a uno y a otro lado y di en voz alta para que te oiga todo el mundo: "¡Yo he matado!" Y Dios te devolverá la vida*. ¿Irás? ¿Irás? -Le preguntó temblando, al mismo tiempo que le estrechaba las manos con cada vez más fuerza y fijaba en él sus ojos encendidos.
Aquella súbita exclamación de la joven sumergió a Rakolnikov en un estupor profundo.
-¿Quieres que vaya preso, Sonia? ¿Crees que debo entregarme, verdad? -dijo sombríamente.
-Es preciso que aceptes la expiación y que te redimas por ella. 
-No, Sonia,no me entregaré-
-¿Y cómo vas a vivir? -replicó ella con energía-. ¿Es posible ya? ¿Cómo podrás soportar la presencia de tu madre? ¡Oh! ¿Qué será de ellas ahora? Pero ¿qué estoy diciendo? ¡Si ya has abandonado a tu madre y a tu hermana! ¡Por eso rompiste tus relaciones de familia! ¡Dios mío! -exclamó-. ¿Cómo vas a vivir fuera de la sociedad humana? ¿Qué vas a hacer?" Cap. IV; 5ª parte.

(*Subrayado de la bloguera que quería resaltar las palabras que hacen al significado de la obra, resumiendo los símbolos Crísticos que en ella aparecen y conllevan el valor que aparentemente el autor le quiso dar a la misma. N. de B.)

Es una historia esperanzadora y elementalmente humana. Todos los valores están expuestos y dramatizados con un realismo asombroso. Es atrapante a la vez que puntilloso pero no se pierde el interés porque la mente de Raskolnikov trabaja muy rápido y entre divagues ocurren muchas otras cosas. La historia no se resume en el crimen de las mujeres pero sí es el eje de convergencia. Es casi un drama policial, de suspenso y misterio a la vez que un dilema filosófico moral donde se pone de manifiesto la humanidad de los personajes que se enfrentan a la prueba de alcanzar el perdón de Dios pero que no todos alcanzan porque no es fácil de superar el reto de arrepentirse y no morir en el camino.
El marco es cruel, terrible, desalentador pero es la realidad que plasma Dostoievski y desde allí logra salvar a sus protagonistas, los saca del entierro que significa la marginación y la pobreza, el ser olvidado por la sociedad, pertenecer al subsuelo, solo por la redención del alma y la confianza en Dios. Porque en Rodion Romanovich Raskolnikov se opera un milagro, el de la resurrección.

Finalmente me queda decir que es una obra genial, atrapante y con un final... ahhh.... <3
En estas fechas de fiestas religiosas, ¿qué mejor que esta historia llena de esperanza y amor?

¡Felices Fiestas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario